Para el mal tiempo, lindas botas!

Ni por nada del mundo sé que muchas -como yo- van a animarse a usar esas botas negras o amarillas de plástico para los días de lluvia para ir al trabajo o salir. Infelizmente prefiero mojar todo mi zapato! Jajaja…